C.E.

C.E.
....

viernes, 26 de junio de 2015

EL CAMINO DE LA ELECCIÓN ....UN PASO ADELANTE (REFLEXIONES PARA EL FIN DE SEMANA)

EL MOMENTO ACTUAL QUE ESTAMOS VIVIENDO, DA COMO CONSECUENCIA CANTIDAD DE SERES HUMANOS CON UN ALTO GRADO DE INSATISFACCIÓN E INFELICIDAD, CON EL MISMO Y CON CUANTO LE RODEA, cuando estamos en esa situación quizá sea el momento de plantearnos que cambios debe uno realizar en su vida para sentirse mejor.

EN CONSULTA ES MUY FÁCIL PERCIBIR ESTO QUE LES COMENTO, LA PREGUNTA CLAVE QUE HACEMOS A NUESTROS PACIENTES ES:

¿ES USTED FELIZ?

Cuando la respuesta del paciente es NO, el mismo toma conciencia que es absurdo permaneces en la…..infelicidad.

Toma conciencia de que debe hacer cambios en su vida para volver a ser feliz y en ese momento se le orienta cuales son los cambios que debe hacer, en función de donde procede su infelicidad

RECUERDE: NO HAY NADA IMPOSIBLE, LA CLAVE ESTÁ EN SABER CÓMO, LO DEMÁS CON TRABAJO Y ESFUERZO LLEGA POR AÑADIDURA.

EL CAMINO DE LA ELECCIÓN

LAS DECISIONES SIEMPRE EMPIEZAN EN NUESTRO INTERIOR Y SE ACABAN MANIFESTANDO EN FORMA DE CAMBIOS EN EL EXTERIOR.

EL PROCESO SIEMPRE ES COSTOSO, EL SER HUMANO ES REACIO A LOS CAMBIOS, INCLUSO AUNQUE SEAN PARA SU BIEN, SOMOS CÓMODOS Y TEMEROSOS, A LA HORA DE HACER LOS CAMBIOS EN NUESTRAS VIDAS, DE ELEGIR OTROS CAMINOS, OTRAS COMPAÑÍAS, OTROS APRENDIZAJES.

Es difícil comenzar un camino desconocido. Tenemos miedo antes de iniciarlo, tememos lo que vendrá, los fantasmas que nos invaden imaginando las dificultades que nos esperan y sobre todo, retrasamos lo más posible su inicio ante la desconfianza sobre lo que sucederá.

Lo primero que debemos preguntarnos, es la razón por la cual dejamos para mañana las decisiones que nos rondan en la mente, sobre la cuestión que sea. La siguiente pregunta tiene la clave del sentido de nuestro comportamiento:…” ¿ACASO ALGUIEN TE GARANTIZÓ HASTA CUANDO VAS A VIVIR?”…

Precisamente porque nadie sabemos qué fecha nos está reservada para el adiós, es por lo que cada instante debe tener pleno sentido y hacer aquello que sintamos que es nuestro camino, lo que de verdad nos deje plenos el corazón y nos haga sentir en sintonía con nosotros mismos.

¿De qué vale forzarnos siempre para dar gusto a los demás? ¿De evitar siempre ser coherentes con lo que necesitamos? ¿Acaso ganamos algo con ir en contra de lo que anhela nuestro interior; rechazando lo que necesita?

SIEMPRE ES EL MOMENTO DE DAR EL PASO E INICIAR LA MARCHA… ¿HACIA DÓNDE?...HACIA EL LUGAR EXACTO DONDE ESTÉ NUESTRO PARAÍSO, EL DE CADA UNO, EL QUE NOS HACE LIBRES.

…………¿POR QUÉ SIGUES POSTERGANDO DECISIONES? ¿Acaso alguien te garantizó hasta cuándo vivirás? Internamente hay una voz que te dice que te animes. Tu cuerpo se resiste. Lo desconocido te tensa, agita tus fantasmas más temidos.

Intuyes que todo será para bien, sin embargo hay algo que todavía te frena. La vibración de estas palabras llega para infundirte confianza. 

HOY TU VIDA CAMBIARÁ, SOLO CON TOMAR CONCIENCIA DE TU PROCESO.

TRAS LA FRONTERA DE LO CONOCIDO, EL MUNDO SE PRESENTA AMENAZADOR A LOS OJOS DE NUESTRAS PROPIAS FANTASÍAS. LAS DUDAS PARALIZAN, ESTANCAN, JUEGAN EN FAVOR DE LA MENTE PARA APLAZAR LOS CAMBIOS. MILES Y MILES DE FRASES QUE COMIENZAN CON TENDRÍA, DEBERÍA Y PODRÍA, SE VAN ACUMULANDO EN EL RINCÓN DE LA DESESPERANZA, DONDE MUEREN DE TRISTEZA TRAS INCANSABLES INTENTOS POR ALCANZAR LA LIBERTAD.

Ya es tiempo de que te muevas hacia el lugar en donde te sientas alineado con tu esencia. Confía en tus corazonadas. Hazle caso a la intuición. Deja que la existencia te guíe a través de las señales. Hay nuevas puertas que se están abriendo, date el permiso interno de verlas.

No temas. Lo desconocido se torna amigable si confiamos en que todo sucede para nuestro mayor bien. Tu corazón sabe lo que te digo, es por eso que acelera sus latidos al reconocer este mensaje.

Ten confianza en ti misma/o. Anímate a moverte, nunca es demasiado tarde. Los movimientos externos generan movimientos internos. Ábrete a nuevas vivencias. Deja de dar vueltas en círculos de inconsciencia, que, poco a poco, extinguen tu aliento y apagan tu luz.

No más excusas, no más aplazamientos. Esto que está leyendo ahora, vienen a recordarte aquello que en su momento creímos que nunca íbamos a olvidar: EL PODER DEL CAMBIO ESTÁ DENTRO DE NOSOTROS.

VUELVE A DISFRUTAR DEL INTRÉPIDO RESPLANDOR DE TU ALMA CUANDO RÍE. DE TU FELICIDAD SUMA PARA QUE EL MUNDO SEA MÁS CÁLIDO Y HUMANO. PERMITE QUE LA SABIDURÍA DE TU ESPÍRITU ESTABLEZCA LA NUEVA DIRECCIÓN HACIA DÓNDE FLUIRÁ TU ENERGÍA. HAY UN PARAÍSO INTERNO QUE AGUARDA TU REGRESO. HAGAS LO QUE HAGAS, HAZLO DE MANERA CONSCIENTE. ESA ES LA CLAVE, QUE HOY TRANSFORMARÁ TU VIDA.




jueves, 25 de junio de 2015

¿QUÉ PASA CUANDO DEJAMOS DE AMARNOS?

CUANDO UNO OBSERVA EL MUNDO EN QUE VIVIMOS Y REFLEXIONA DE LOS MALES QUE LO AQUEJAN SE DA CUENTA QUE EL MAYOR MAL QUE NOS PUEDE OCURRIR A LOS SERES HUMANOS………..ES DEJAR DE AMARNOS.

De esa falta de amor provienen todos nuestros males, la tan temida enfermedad del siglo XXI esa que llaman “Depresión” no es ni más ni menos que la falta de amor por uno mismo y a mayor falta de amor por uno mismo mayor grado de depresión.

“NADIE VIVE MÁS SOLO QUE AQUEL QUE VIVE ALEJADO DE SÍ MISMO” y cierto es que en la medida que bajo las presiones depredadoras de esta sociedad consumista y deshumanizada, donde la escala de valores es aquella que dice: “TANTO TIENES TANTO VALES………” Nos vamos dejando atrapar por ellas, en la misma proporción nos vamos alejando de nosotros y en ese preciso momento, es cuando empiezan los problemas

 Los motivos muchos y variados, desde no vivir la vida que nosotros queremos sino la que los demás quieren que vivamos, hasta la de sentirnos fracasados por no tener una serie de cosas materiales que aun sabiendo que no nos ayudaran a ser más felices, sufrimos por no poderlas tener.

Al no poder conseguir lo que creemos que debemos tener para ser felices, nos vamos defraudando a nosotros mismos, nos empezamos a no gustar, en definitiva poco a poco vamos dejando de “AMARNOS”

Y entonces es cuando, surgen los miedos, las angustias, las inseguridades, los temores y si no somos capaces de darnos cuenta enseguida de que nos estamos alejando de nosotros, nos ocurrirá algo tan sencillo que cuando queramos volver ya no encontraremos el camino.

Hoy donde lo normal se considera anormal, lo natural se valora como anti-sistema, donde en la escala de valores del ser humano el primer lugar no lo ocupa la moral, donde el éxito se desea a cualquier precio, donde se habla de espiritualidad mientras cada hora mueren alrededor de 760 personas de las cuales el 60% son niños, donde todo el mundo reconoce y calla que no es que haya escasez sino que está mal repartida la riqueza, donde unos pocos tienen lo de muchos, hoy es cuando más falta nos hace el amor hacia nosotros y hacia los demás, ese “AMOR” es lo único que nos garantiza que saldremos victoriosos de esa aventura que llamamos “VIDA”.

Ese que hace que seamos capaces de ser solidarios, de ser útiles a los demás, de dar sin esperar nada a cambio, de tratar que cada ser humano que se acerque a nosotros se vaya mejor que cuando llego, ese AMOR es el que cada vez nos cuesta más mantener.

Quizá ahora que todo el mundo dice que llega el cambio que vamos a entrar en un periodo donde las energías cósmicas nos elevaran y nos harán mejores, como digo quizá ahora sea el momento de reflexionar y meditar que estamos haciendo.

Pensar que el trabajo personal e intransferible de producir nosotros nuestros propios cambios a base de trabajo, estudio y esfuerzo, para ser un poco mejores cada día, para aumentar nuestros talentos, nos lo van a dar hecho, que vendrá de fuera sin más, creo que es una manera muy infantil de engañarnos.

YA QUE DE TODOS ES SABIDO QUE LOS CAMBIOS SE DAN DE DENTRO HACIA FUERA Y NO AL REVÉS.

Se acabaron los tiempos de gurús, maestros e iniciados a seguir. Hoy todo el conocimiento esta dado, todo cuanto el ser humano necesita para evolucionar está en poder del ser humano, hoy SON “TIEMPOS DE SABER NO DE CREER”. HOY TODO ESTÁ DICHO, PERO CASI NADA ESTÁ HECHO.

La clave no es otra que el auto-conocimiento del cual parte todo, el conocernos a nosotros mismos, nuestros talentos, nuestros limites, los limites de nuestras limitaciones, saber el sentido de nuestra vida, saber que hemos venido hacer aquí.

La importancia del conocimiento es vital, ya que él y solo él será quien nos prepare para saber encontrar el camino correcto y la actitud adecuada para recorrerlo, nos enseñara que nadie…….nadie está en posesión de la verdad “ABSOLUTA” y que cada uno entiende su verdad de acuerdo a su grado de conciencia y conocimiento.

Que la conciencia se nutre del conocimiento, que a mayor conocimiento mayor grado de conciencia y a mayor grado de conciencia mayor moralidad se desprenderá de nuestros actos.

Dejar en manos de otro u otros la responsabilidad de uno mismo, implica que no podremos pedir responsabilidades de todo cuanto nos ocurra y a la vez seremos responsables de lo que los demás hagan de nuestras vidas.

No podemos dejar en manos de los demás, las decisiones que nos competen a nosotros, en aspectos de nuestra vida tan importantes como:

A.- Dejar en manos de otro u otros "la funesta manía de pensar" y espera de ellos las respuestas a sus interrogantes. 

B.- Permitir a otros manipularte y programarte, con sus verdades y creencias establecidas.

C.- Permitir que otros te expliquen que está bien y que mal, que sean otros los que encuentren las soluciones a los problemas de la sociedad.

D.- Dejar que sean otros los que eduquen a sus hijos, aunque sea por entes despersonalizados y manipuladores como el estado.

E.- Aceptar sin más las ideologías y creencias de los demás por comodidad.

F.- Aceptar como buenas las verdades de los demás sin molestarte en preguntarte qué hay detrás de esas verdades y si hay otras respuestas alternativas a tus preguntas.

EN DEFINITIVA LA VIDA ES APRENDIZAJE Y NADIE PUEDE APRENDER POR NOSOTROS, LAS EXPERIENCIAS DE LOS DEMÁS NOS SIRVEN COMO REFERENCIA PERO NUNCA COMO EXPERIENCIA PROPIA.

CON LA CONFIANZA DE SABER Y SENTIR QUE LA CREACIÓN ES PERFECTA, ESTAREMOS SEGUROS DE QUE SOMOS QUIENES SOMOS Y ESTAMOS DONDE ESTAMOS DE ACUERDO A NUESTROS MERECIMIENTOS Y QUE SI QUEREMOS SER OTRO Y ESTAR EN OTRO LUGAR DEBEMOS HACER LOS CAMBIOS NECESARIOS EN NUESTRA VIDA PARA QUE ESO SE DE.

John Lennon:
“Cuando fui a la escuela, 
me preguntaron que quería ser de mayor. 
Yo respondí: 
“feliz”. 
Me dijeron que yo no entendía la pregunta,
 y yo les respondí
 que ellos no entendían la vida.


miércoles, 24 de junio de 2015

NOSOTROS Y LAS CIRCUSTANCIAS……

“UNA SONRISA EN EL ROSTRO NO SIGNIFICA LA AUSENCIA DE PROBLEMAS, SINO LA HABILIDAD DE SER FELIZ POR ENCIMA DE ELLOS. CADA DOLOR TE HACE MÁS FUERTE, CADA TRAICIÓN MÁS INTELIGENTE, CADA DESILUSIÓN MÁS HÁBIL Y CADA EXPERIENCIA MÁS SABIO. SÉ FELIZ CON LO QUE TIENES, MIENTRAS PERSIGUES LO QUE DESEAS”.

El ser humano se ve sometido constantemente a sus propias contradicciones, sus planteamientos sufren frecuentemente grandes cambios, que él mismo no reconoce, las "CIRCUNSTANCIAS" que le rodean le hacen variar a menudo sus planteamientos primitivos para llegar a ser planteamientos, a veces diametralmente opuestos a los primigenios. El ser humano pierde con demasiada frecuencia sus propias referencias y acusa a los demás de no saber cuáles son cuando, en realidad, él mismo no las reconoce.

EL SER HUMANO NO SABE PORQUÉ HACE LAS COSAS, EMPIEZA A HACERLAS POR UNA IDEA Y TERMINA HACIÉNDOLAS POR OTRA.

A lo largo del camino de nuestra vida, la sombra de los árboles, la luz del sol, nos hacen ver caminos distintos cuando en realidad sólo hay uno, nos puede parecer que el camino se nos cierra pero siempre hay una nueva etapa que "CUMPLIR".

Los objetivos que nos marcamos cuando tenemos nuestra mente despejada son objetivos netos, claros, no están mediatizados por las "CIRCUNSTANCIAS" que van a adherirse a ese objetivo a lo largo de nuestro caminar; muchas veces puedes preverlas, pero en la mayoría de las ocasiones son imprevisibles.

Por esto, mantener una estructura mental rígida con respecto a un proyecto u objetivo puede hacernos errar frecuentemente en su consecución, porque los medios para conseguirlos no se mantienen netos, no se desarrollan exactamente igual como los ideamos en un principio, sufren modificaciones y cambios

 Así pues no nos atengamos a conceptos rígidos e inamovibles, la vida, afortunadamente, nos depara todo un exquisito menú de experiencias que nos sirven para poner en funcionamiento todas nuestras potencialidades y todas nuestras posibilidades, renunciar a un viaje como es la vida porque no sigue el plano trazado inicialmente en nuestro pensamiento, es un error; y no comprender que estamos en la vida con el fin de aprender un camino no precisamente de "ROSAS", donde todo lo que nos rodea está en función de que aprendamos ese camino: desde el árbol hasta la nube, desde el río hasta la última flor de la ladera.

TODO ESTA AHÍ PARA QUE APRENDAMOS NO SÓLO UN CAMINO SINO A "CAMINAR".

Un dato a tener muy en cuenta cuando empecemos a caminar son las señales que nos indican los peligros a los que nos podemos ver sometidos. Son generalmente muy claras y muy visibles, sólo el imprudente no las ve, sólo aquel que no considera que hay más seres humanos como nosotros andando por el mismo camino, dejará de ver las señales que le indicaran dónde puede equivocarse y dónde puede fracasar.

Aprendamos de la experiencia de los demás, observemos las señales del camino (no en vano el conocimiento se nutre de la observación), vivamos de acuerdo a una filosofía que pueda ser modificada constantemente, porque el ser humano que se ata a normas rígidas, cuando éstas se modifican, se encuentra absolutamente perdido.

Porque la vida, el camino a recorrer, es una constante toma de decisiones y de responsabilidades, la vida es una escuela que tiene su razón de ser en la medida que el ser humano aprende a solucionar los problemas que en ese caminar se nos plantean.

EL SER HUMANO ES FELIZ CUANDO TOMA DECISIONES, CUANDO SE RECONOCE A SÍ MISMO PORQUE HA TENIDO EL VALOR DE ENFRENTARSE A LOS PROBLEMAS Y HA DADO EL PASO NECESARIO PARA SABER SI ESTABA EQUIVOCADO O NO

 El que está todo el día parapetado, no aprenderá nada, el que tiene por norma de vida el aprovecharse de los demás, tampoco aprenderá nada, el indeciso, el que busca que los demás tomen las decisiones por él, habrá desperdiciado el camino, el que hace que los demás tomen las decisiones que a él le interesan retrocederá en su caminar, porque no habrá sido capaz, reconociendo la validez de su decisión, de tomarla él mismo, le habrá faltado valor de enfrentarse a la responsabilidad de tomar sus propias decisiones.

EL SABER POR EL SABER NO TIENE SENTIDO, SI ESE SABER NO SE TRADUCE EN DECISIONES, EN RESPONSABILIDADES ADQUIRIDAS.

Nos podremos equivocar una y mil veces, pero siempre será por causa de una decisión tomada y eso es positivo porque nos enseñará, que cuando ponemos en marcha un proyecto no solamente es ese proyecto el que ponemos en marcha sino que también ponemos en marcha nuestra capacidad para caminar. Hemos nacido para eso, para caminar por la vida para tomar decisiones, decisiones acertadas, pero una decisión equivocada nos enseñara como tomarlas en la próxima ocasión para no repetir errores y sí aciertos, siendo lo más importante el caminar, no debiéndonos importar el caminar despacio y sí el "NO CAMINAR".

Miremos con optimismo el futuro, porque sólo mirándolo con optimismo pondremos nuestra mente y nuestro cuerpo en disposición de conseguir que nuestros objetivos y proyectos se vean cumplidos.

El miedo, la cobardía, el pensar que los demás nos van a impedir avanzar es un error, pues todo lo que necesitamos está en nosotros mismos, y sólo nosotros seremos quienes nos limitemos. Las "CIRCUNSTANCIAS" son los problemas a resolver y nunca deben ser miradas como un freno, mirémoslas como elementos que nos tocan vivir para cada día ser un poco más sabios en nuestro caminar.

Y ASÍ LLEGARÁ EL DÍA QUE PODAMOS COMPRENDER QUE EN TODO SER HUMANO HAY UN ELEMENTO SUSTANCIAL PSICODINÁMICO QUE TRANSCIENDE LA MATERIA Y LAS LIMITACIONES DEL TIEMPO Y DEL ESPACIO, PERMANECIENDO IDÉNTICO A SÍ MISMO, A PESAR DE SUFRIR CONTINUAS MODIFICACIONES Y ESTAR SUJETO A LA LEY UNIVERSAL DE EVOLUCIÓN Y PERFECTIBILIDAD, Y QUE EL SER HOMINAL NO ES UN CAPRICHO ACCIDENTAL DE LA NATURALEZA, NI EL RESULTADO AZAROSO DE MUTACIONES ORGÁNICAS O CATACLISMOS TELÚRICOS, DADO QUE HAY UN SENTIDO TELEOLÓGICO EN EL VASTO PLAN CÓSMICO, QUE MUESTRA AL ESPÍRITU, EMERGIENDO ESCALÓN POR ESCALÓN, DE LA VIDA MÁS PRIMIGENIA, HASTA CONVERTIRSE EN UN ESPÍRITU SUPERIOR.

“SÓLO EL QUE ENSAYA LO ABSURDO ES CAPAZ DE CONQUISTAR LO IMPOSIBLE, NO HAY MÁS QUE UN MODO SEGURO DE DAR EN EL CLAVO Y ES DAR CIENTO EN LA HERRADURA, NO HAY MÁS QUE UN MODO DE TRIUNFAR DE VERAS Y ES NO TENER MIEDO A FRACASAR”


martes, 23 de junio de 2015

LA TRAMPA DEL “NO PUEDO”

¿DÓNDE TE GUSTARÍA ESTAR? ¿QUÉ TE GUSTARÍA HACER? ¿QUÉ TE GUSTARÍA SER?

DEBES MEDITAR CON PROFUNDIDAD TUS RESPUESTAS Y SI REALMENTE NO ESTÁS DONDE TE GUSTARÍA ESTAR, NI HACES LO QUE DE VERDAD DESEAS HACER Y TAMPOCO ERES QUIEN SIENTES QUE DEBES SER.

Sabes que algo no va bien y que el camino que has elegido no es el correcto, no es el que te llevara a donde tú quieres llegar.

La clave está en el auto-conocimiento, todo parte de ese punto: “EL CONOCIMIENTO DE UNO MISMO”.

Si deseas iniciar seriamente un camino del auto-conocimiento, el PRIMER PASO que debes dar es ser “TOTALMENTE” honesto contigo mismo.

El SEGUNDO PASO es tener muy clara la respuesta a la pregunta: ¿tú realmente quieres lo que crees que quieres? Es fácil cometer errores.

A veces queremos algo, y luego, cuando finalmente lo conseguimos, nos damos cuenta de que no era tan importante y que no hemos llegado a esa felicidad que esperábamos llegar. Tal vez ya lo has probado cuando has alcanzado una meta.

Lo que pensabas que era la cosa que más querías tener, se ha convertido en algo que en el fondo no es tan importante. Si ya te ha pasado, ya sabes que no es una buena sensación…

Entonces, ¿qué hacer?, el TERCER PASO es centrarse en las cosas que realmente importan, lo que realmente te gustaría ser y tener y que puede ser útil para ti y para los demás.

Entonces comienza la búsqueda interior para saber: ¿cuál es tu bloqueo? ¿Cuál es el principal obstáculo que te impide lograr tus objetivos?

¿TE HAGO UNA SUGERENCIA? EN LA MAYORÍA DE LOS CASOS, EL OBSTÁCULO ES EL PENSAMIENTO “NO PUEDO”…

“No puedo hacerlo, no puedo hacer eso, no puedo ser así… porque no tengo suficiente dinero, no tengo suficiente tiempo, no tengo nadie que me ayude, no funcionara de todas maneras, soy demasiado viejo, soy demasiado joven, tengo una educación inapropiada, no tengo conocimiento suficiente, no sé cómo hacerlo, no sé cómo empezar, no tengo lo que necesito. Es demasiado tarde…”

Y esto es sólo una lista parcial Los seres humanos sabemos ser muy creativos en lo que no podemos hacer, demasiado diría yo.

APUESTO A QUE TAMBIÉN TIENES UNA BUENA EXCUSA PREPARADA…QUE JUSTIFICARA TODOS TUS…….”NO PUEDO”

¿SABES QUÉ SE ESCONDE DETRÁS DE CADA “NO PUEDO”? ¿Y DETRÁS DE CADA “NO QUIERO”? EL MIEDO.

Compruébalo por ti mismo. ¿Es el miedo en sus innumerables acepciones, miedo al bloqueo, al fracaso, a no ser aceptado, a la desvalorización, al ridículo…….?

En este caso hay que armarse de valor y dejar ir el miedo o quedarás bloqueado para siempre y nunca podrás pasar a tener, hacer o ser lo que tú quieres.

¿Qué necesitas para alcanzar tus objetivos?

Aunque puede parecer demasiado simple (¿y quién dice que las cosas que funcionan deben ser complicadas?), comienza con una actitud de “puedo hacerlo”.

Detrás del “no puedo” hay un sentimiento de desesperación y derrota. Es por ello que el mero hecho de decir o pensar esas palabras te pone en un estado de resignación.

Pero cuando dices, sientes o piensas “Yo puedo” es como un “trato hecho”, es una demostración de gran coraje y auto confianza. Esta declaración es capaz de dar mucha energía. ¡Pruébalo!

ASÍ QUE DEJA DE LADO TODOS LOS BLOQUEOS Y EXCUSAS. NO CAIGAS EN LA TRAMPA DEL “NO PUEDO” Y SIENTE QUE ¿PUEDES HACERLO? RESPONDE A TUS SENTIMIENTOS, DESEOS E INTUICIONES DE LO QUE QUIERES, CON DECISIÓN: “¡YO, SÍ PUEDO!”

Comparto contigo algunas de las frases que nos dejaron los sabios de todos los tiempos respecto a “NO PUEDO”.

** EN LA VIDA UNO PUEDE ARREPENTIRSE DE DOS COSAS SOLAMENTE, DE HABER HECHO Ó DE NO HABER HECHO. PUESTOS A ESCOGER, CREO QUE ES MEJOR ARREPENTIRSE DE LO PRIMERO

** SOLAMENTE EL QUE NO HACE, NO COMETE ERRORES. PERO EL NO HACER, EN SÍ YA ES UN ERROR.

** NO PRONUNCIES NUNCA LA PALABRA IMPOSIBLE, PORQUE TODO ES POSIBLE DENTRO DE TI, SI DESPUÉS LO TRANSMITES FUERA PODRÁS HACER POSIBLE TODO AQUELLO QUE TE PROPONGAS.

** CIERTO ES QUE RECOGEMOS LO QUE PLANTAMOS, EN OCASIONES PLANTAMOS LO QUE NO VAMOS A RECOGER, Y LA GRAN MAYORÍA DE LAS VECES NO SABEMOS QUÉ PLANTAR

** SE MIRE COMO SE MIRE, LA ÚNICA MANERA DE LLEGAR AL FINAL DEL CAMINO, ES NO DEJANDO DE SENTIR EL DESEO EN NINGÚN MOMENTO DE ANDAR.

** NUNCA SE HA CONSTRUIDO NADA EXTRAORDINARIO, QUE NO HAYA SIDO LOGRADO POR QUIENES SE ATREVIERON A CREER, QUE HABÍA EN SU INTERIOR ALGO SUPERIOR A LAS CIRCUNSTANCIAS.


lunes, 22 de junio de 2015

EL CAMINO DE LA AUTODEPENDENCIA


SEGURAMENTE HAY UN RUMBO POSIBLE
Y DE MUCHAS MANERAS PERSONAL Y ÚNICO.

POSIBLEMENTE HAYA UN RUMBO SEGURO
Y DE MUCHAS MANERAS EL MISMO PARA TODOS.

HAY UN RUMBO SEGURO Y DE ALGUNA MANERA POSIBLE

De manera que habrá que encontrar ese rumbo y empezar a recorrerlo. Y posiblemente habrá que arrancar solo y sorprenderse al encontrar, más adelante en el camino, a todos los que seguramente van en la misma dirección.

Este rumbo último, solitario, personal y definitivo, sería bueno no olvidarlo, es nuestro puente hacia los demás, el único punto de conexión que nos une irremediablemente al mundo de lo que es.

Llamemos al destino final como cada uno quiera: felicidad, autorrealización, elevación, iluminación, darse cuenta, paz, éxito, cima, o simplemente final... lo mismo da. Todos sabemos que llegar con bien allí es nuestro desafío.

Habrá quienes se pierdan en el trayecto y se condenen a llegar un poco tarde y habrá también quienes encuentren un atajo y se transformen en expertos guías para los demás.

Algunos de estos guías me han enseñado que hay muchas formas de llegar, infinitos accesos, miles de maneras, decenas de rutas que nos llevan por el rumbo correcto.

Caminos que transitaremos uno por uno. Sin embargo, hay algunos caminos que forman parte de todas las rutas trazadas.

Caminos que no se pueden esquivar.

Caminos que habrá que recorrer si uno pretende seguir.

Caminos donde aprenderemos lo que es imprescindible saber para acceder al último tramo.

Para mí estos caminos inevitables son cuatro:

1 / El camino del encuentro definitivo con uno mismo, que yo llamo El camino de la Auto dependencia.

2 / El camino del encuentro con el otro, del amor, que llamo El camino del Encuentro.

3 / El camino de las pérdidas y de los duelos, que llamo El camino del dolor.

4 / Y el camino de la plenitud y de la búsqueda del sentido, que llamo El camino de la Felicidad.

A lo largo de mi propio viaje he vivido, estudiado y consultando los apuntes que otros dejaron de sus viajes y he usado parte de mi tiempo en trazar mis propios mapas del recorrido.

Mis mapas de estos cuatro caminos se constituyeron en estos años en hojas de ruta que me ayudaron a encontrar el rumbo cada vez que me perdía. 

Quizás estas Hojas de Ruta puedan servir a algunos de los que, como yo, suelen perder el rumbo, y quizás, también, a aquellos que sean capaces de encontrar atajos. De todas maneras, el mapa nunca es el territorio y habrá que ir corrigiendo el recorrido cada vez que nuestra propia experiencia encuentre un error en la cartografía. Sólo así llegaremos a la cima.

OJALA NOS ENCONTREMOS ALLÍ.

QUERRÁ DECIR QUE USTEDES HAN LLEGADO.

QUERRÁ DECIR QUE LO CONSEGUÍ TAMBIÉN YO.


EN LAS RELACIONES CON LOS DEMÁS, AMIGOS, COMPAÑEROS DE TRABAJO FAMILIA, PAREJA.

EXISTE VARIOS TIPOS PERFECTAMENTE DEFINIDOS: 

DEPENDENCIA

CO-DEPENDENCIA

INTER-DEPENDENCIA

IN-DEPENDENCIA

LA MÁS BUSCADA LA INDEPENDENCIA, PERO ES UNA UTOPÍA.

Independencia quiere decir simplemente llegar a no depender de nadie. Y esto sería maravilloso si no fuera porque implica una mentira: nadie es independiente.

La independencia es una meta inalcanzable, un lugar utópico y virtual hacia el cual dirigirse, que no me parece mal como punto de dirección, pero que hace falta mostrar como imposible para no quedarnos en una eterna frustración.

¿POR QUÉ ES IMPOSIBLE LA INDEPENDENCIA?

Porque para ser independiente habría que ser autosuficiente, y nadie lo es. Nadie puede prescindir de los demás en forma permanente. Necesitamos de los otros, irremediablemente, de muchas y diferentes maneras.

AHORA BIEN. SI LA INDEPENDENCIA ES IMPOSIBLE... LA CODEPENDENCIA ES ENFERMIZA... LA INTERDEPENDENCIA NO ES SOLUCIÓN... Y LA DEPENDENCIA NO ES DESEABLE... ¿ENTONCES QUÉ? 

¿HACÍA FALTA UNA MÁS?.............CREO QUE SÍ. AUTO DEPENDENCIA 

Uno tiene que aprender a hacerse cargo de sí mismo, aprender a responsabilizarse de uno, aprender la auto dependencia

¿QUÉ QUIERE DECIR AUTO DEPENDENCIA?

La auto dependencia es: Saber que yo necesito de los otros, que no soy autosuficiente, pero que puedo llevar esta necesidad conmigo hasta encontrar lo que quiero, esa relación, esa atención, ese amor...

Auto depender significa establecer que no soy omnipotente, que me sé vulnerable y que estoy a cargo de mí. Yo soy el director de esta orquesta, aunque no pueda tocar todos los instrumentos. Que no pueda tocar todos los instrumentos no quiere decir que ceda la batuta.

Yo soy el protagonista de mi propia vida. Pero atención:

No soy el único actor, porque si lo fuera, mi película sería demasiado aburrida.

Así que soy el protagonista, soy el director de la trama, soy aquel de quien dependen en última instancia todas mis acciones y la responsabilidad que de ellas se deriva, pero no soy autosuficiente. No puedo estructurarme una vida independiente porque no soy autosuficiente.

La propuesta es que yo me responsabilice, que me haga cargo de mí, que yo termine adueñándome para siempre de mi vida.

Auto dependencia significa dejar de colgarme del cuello de los otros. Puedo necesitar de tu ayuda en algún momento, pero mientras sea yo quien tenga la llave, esté la puerta cerrada o abierta, nunca estoy encerrado

Auto dependencia significa contestarse las tres preguntas existenciales básicas: Quién soy, adónde voy y con quién.
Pero contestarlas en ese orden.

Cuidado con tratar de decidir adónde voy según con quién estoy. Cuidado con definir quién soy a partir de quién me acompaña.

No nos sirve este esquema. 

No puedo definir mi camino desde el tuyo y no debo definirme a mí por el camino que estoy recorriendo.

Voy a tener que darme cuenta: soy yo el que debe definir primero quién soy.

AUTO DEPENDENCIA ES UN ESPACIO QUE TIENE QUE VER, A VECES, CON CIERTA INGRATITUD.

PORQUE LA GENTE AUTO DEPENDIENTE NO ES MANIPULABLE. Y LA GRAN MAYORÍA DE LA GENTE RECHAZA A AQUELLAS PERSONAS QUE NO SE DEJA MANIPULAR.

Una vez que soy consciente de que dependo de mí, voy a tener que concederme a mí mismo algunos permisos

1.- Me concedo a mí mismo el permiso de estar y de ser quien soy, en lugar de creer que debo esperar que otro determine dónde yo debería estar o cómo debería ser. 

2.- Me concedo a mí mismo el permiso de sentir lo que siento, en vez de sentir lo que otros sentirían en mi lugar.

3.- Me concedo a mí mismo el permiso de pensar lo que pienso y también el derecho de decirlo, o de callármelo, si es que así me conviene.

4.- Me concedo a mí mismo el permiso de correr los riesgos que yo decida correr, con la única condición de aceptar pagar yo mismo los precios de esos riesgos.

5.- Me concedo a mí mismo el permiso de buscar lo que yo creo que necesito del mundo, en lugar de esperar que alguien más me dé el permiso para obtenerlo.

Estos cinco permisos esenciales son el único camino para ser realmente auto dependiente.

Porque estos permisos me permiten finalmente ser auténticamente quien soy.

A modo de conclusión:

Ser auto dependiente significa ser auténticamente el que soy, actuar auténticamente como actúo, sentir auténticamente lo que siento, correr los riesgos que auténticamente quiera correr, hacerme responsable de todo eso y, por supuesto, salir a buscar lo que yo auténticamente crea que necesito sin esperar que los otros se ocupen de esto

 Nada de dejar que los riesgos los corran otros para hacer lo que yo quiero.

Nada de correr riesgos que otros quieren que corra.

NADA DE DELEGAR RESPONSABILIDADES EL CAMINO DE LA AUTO DEPENDENCIA ES EL CAMINO DE HACERME CARGO DE MÍ MISMO. PARA RECORRERLO HACE FALTA:

ESTAR EN CONDICIONES

SABERSE EQUIPAD

Y TOMAR LA DECISIÓN.

NO HAY DONDE PREPARARSE PARA EL CAMINO.

VAMOS DESCUBRIENDO NUESTRAS CONDICIONES A MEDIDA QUE LO RECORREMOS.

VAMOS MEJORANDO EL EQUIPO A MEDIDA QUE AVANZAMOS.

VAMOS SOLIDIFICANDO LA DECISIÓN MIENTRAS MÁS CAMINO DEJAMOS ATRÁS.


sábado, 20 de junio de 2015

ANATOMÍA DE LA INTUICIÓN‏ (REFLEXIONES PARA EL FIN DE SEMANA)

“LA ÚNICA COSA REALMENTE VALIOSA ES LA INTUICIÓN”, Albert Einstein

LA INTUICIÓN ES UNA PODEROSA BRÚJULA. SIEMPRE MARCA LA DIRECCIÓN DE NUESTRO NORTE PARTICULAR. CONSCIENTE O INCONSCIENTEMENTE, GUÍA MUCHAS DE NUESTRAS DECISIONES. 

Todos la hemos sentido en algún momento, pero cada persona la vive de manera diferente. PARA ALGUNOS HABITA EN LAS ENTRAÑAS, Y PARA OTROS, EN EL CORAZÓN. Es la pulsión que nos informa de si estamos en el buen camino, sea cual sea nuestro objetivo. Nos conduce a través de la tormenta, nos ayuda a entendernos mejor y nos ofrece certezas que pocos datos pueden. Sin embargo, permanece oculta en un halo de misterio. Así, ¿qué es la intuición? ¿Dónde se genera? ¿Para qué sirve? Y ¿cómo podemos conectar con ella

 SEGÚN EL DICCIONARIO, LA INTUICIÓN ES UNA PERCEPCIÓN CLARA E INMEDIATA DE UNA IDEA O SITUACIÓN, SIN NECESIDAD DE RAZONAMIENTO LÓGICO. Una especie de relámpago de certeza que no requiere de pensamiento reflexivo ni análisis minucioso. Si bien no hay consenso en la comunidad científica sobre dónde se genera exactamente tan escurridiza cualidad, lo cierto es que resulta útil para nuestra supervivencia. Aunque no es infalible, NOS FACILITA LA TOMA DE DECISIONES, especialmente en los momentos más importantes de nuestra vida. Es una llave capaz de abrir la cerradura de cualquier situación compleja, proponiéndonos una conducta determinada o una postura concreta. La magia de la intuición reside en la rapidez de las respuestas que nos ofrece. A diferencia del análisis racional, que requiere de tiempo, atención y esfuerzo, la intuición nos aporta SOLUCIONES INMEDIATAS desde un marco mucho más amplio y sutil.

POR SI FUERA POCO, NOS MUESTRA QUE SABEMOS MÁS DE LO QUE CREEMOS QUE SABEMOS. De ahí la importancia de aprender a escucharla. Aunque no es garantía de que las cosas salgan como esperamos, nos promete que nuestras decisiones serán coherentes con la persona que somos, HONRANDO NUESTROS VALORES ESENCIALES. Está íntimamente relacionada con nuestra voz interior, por lo que cuanto más en contacto estemos con nosotros mismos, más podremos apreciarla. Para ello, tenemos que aprender a crear espacios de silencio.

LA SABIDURÍA DEL CUERPO

“PROBAMOS POR MEDIO DE LA LÓGICA, PERO DESCUBRIMOS POR MEDIO DE LA INTUICIÓN”, Henri Poincaré

Por lo general, ante cualquier situación tendemos a empacharnos de datos que nos dan un escenario, un marco de probabilidades que nos ofrece una cierta seguridad. Antes de tomar una decisión, lo que buscamos es la respuesta correcta, el camino que nos llevará a conseguir lo que nos proponemos. El mejor resultado posible. Y para lograr acertar, nos basamos en los datos de los que disponemos. Asumimos que a más información, menos posibilidad de errar en nuestro criterio o nuestras decisiones. Y no nos suelen faltar fuentes donde nutrirnos. No en vano, vivimos en la era de la información, enchufados a la red. Pero la ecuación no siempre nos ofrece el resultado esperado. No todo lo podemos resolver desde un plano mental


Según un estudio realizado en 2012 por el DR. BARNABY DUNN, especialista del ‘Medical Research Council’ de Inglaterra, la intuición cuenta con particulares manifestaciones físicas. El experimento proponía a un grupo de sujetos que contara con la máxima exactitud posible los latidos de su corazón en distintos intervalos de tiempo. En los espacios de reposo, el Dr. Dunn les sugería jugar a un juego para pasar el rato. Dejaba cuatro barajas de cartas encima de la mesa y les invitaba a ir sacando cartas de las distintas barajas. Quien sacaba la carta más alta en cada ronda ganaba un premio en metálico. Lo que no sabían los integrantes del experimento es que las barajas estaban amañadas, dos tenían más cartas altas que las otras dos. Mientras los sujetos jugaban, un sensor registraba los cambios en sus latidos. Tras unas pocas rondas, el monitor mostraba una alteración en el latido del corazón cuando se acercaban a las barajas ‘malas’. EL CUERPO, ANTES QUE LA MENTE LO HICIERA CONSCIENTE, DETECTÓ LA TRAMPA.

Un equipo de científicos de la Universidad de Iowa condujo un estudio parecido, esta vez basado en la transpiración de las palmas de las manos. Encontraron que a los jugadores comenzaban a sudarles las manos cuando les tocaba sacar una carta de una de las dos barajas ‘malas’ sobre las 10 cartas, pero no comenzaban a sospechar del engaño hasta que habían cogido unas 50 cartas. Sus manos húmedas les estaban avisando mucho antes de que su mente consciente hiciera la conexión.

Lo cierto es que el cuerpo es una valiosa fuente de información que a menudo obviamos. En demasiadas ocasiones, especialmente cuando nos enfrentamos a situaciones dolorosas o incómodas, nos refugiamos en la cabeza. TRATAMOS DE ENTENDER LO QUE SENTIMOS EN VEZ DE PERMITIRNOS SENTIRLO. Cada vez más tendemos a vivir desde la mente, a interactuar a través de pantallas. Parece que hemos olvidado que la piel es el vehículo que nos permite experimentar la vida. La intuición es un compendio de información que recogemos de forma inconsciente Y QUE NOS ADVIERTE DE POTENCIALES PELIGROS Y OPORTUNIDADES. 

SUPERPODERES Y SUPERHÉROES

“ESCUCHA A TU INTUICIÓN. TE DIRÁ TODO LO QUE REALMENTE NECESITAS SABER”, Anthony D’Angelou

Cuando conocemos a una persona por primera vez, nos asalta una sensación particular. Nos gusta o no nos gusta. Decidimos confiar en ella… o no. A veces, una simple mirada o un gesto particular del otro nos genera atracción o rechazo. La intuición funciona como una especie de SEXTO SENTIDO. Llegados a este punto, vale la pena apuntar que algunas de las decisiones que más marcarán nuestra existencia no son racionales. Nuestra pareja. Nuestros hobbies. Lo que nos hace disfrutar. Tienen un beneficio porque nos generan placer, alegría, conexión. De no guiarnos por el instinto, para emparejarnos realizaríamos un cálculo de probabilidades más propio de la teoría matemática, donde sopesaríamos todas las cualidades y perspectivas de futuro de las personas susceptibles de comenzar una relación romántica con nosotros. Y ni siquiera así lograríamos garantías de un final feliz.

Lo cierto es que la intuición es una herramienta muy útil para NAVEGAR EN NUESTRO PARTICULAR MAR DE RELACIONES. Tal vez no seamos conscientes de cómo acumula información de cada pequeño movimiento, cambio de entonación o uso de distintas palabras. Pero nos susurra cómo se siente la persona que está delante de nosotros. Nos informa de su estado de ánimo de sus necesidades e inquietudes. Cada vez que nos piden consejo, o nos plantean una situación para que demos nuestra opinión, conectamos con la empatía e intuimos lo que puede necesitar esa persona.

Para activar nuestra capacidad intuitiva, tenemos que empezar por DESPERTAR NUESTRA PERCEPCIÓN. Escucharnos nos lleva a escuchar más a los demás, y eso nutre cada una de las relaciones que mantenemos. PODEMOS PRACTICAR LA ATENCIÓN, dar espacio y cabida a lo que sentimos en vez de catalogarlo y optar por esconderlo. Eso pasa por atrevernos a entrar más en contacto con nuestro cuerpo, prestando más atención a lo que percibimos a través de los sentidos.

En este proceso, también resulta útil MINIMIZAR LOS AUTOMATISMOS,
rompiendo con las inercias y las rutinas establecidas. Probar un itinerario diferente para ir a casa o al trabajo, o dar espacio en nuestra agenda a actividades nuevas y diferentes es un buen primer paso. Cuando hacemos algo distinto estamos más sensibles, más conectados con lo que sucede a nuestro alrededor. DE AHÍ QUE UNA BUENA FORMA DE CULTIVAR LA INTUICIÓN SEA ASUMIR RIESGOS Y SALIR DE NUESTRA ZONA DE COMODIDAD. 

Vivir desde la intuición puede dar miedo, porque estamos muy apegados a nuestra mente racional y dejarla a un lado nos hace sentir que perdemos el control. Lo que nos dicta nuestro interior no siempre va en la línea de lo que proponen las convenciones sociales. Pero merece la pena darle un voto de confianza. Cada vez que algo en nuestro interior nos dice ‘CREO QUE TENGO QUE HACER ESTO’, se abre una puerta que nos lleva a una nueva aventura. No en vano, la intuición es un súper poder.

NO NOS TRANSFORMA EN SUPERHÉROES, PERO NOS CONVIERTE EN PROTAGONISTAS DE NUESTRA PROPIA VIDA. NOS OFRECE CAPACIDAD DE INFLUENCIA, AUTOCONOCIMIENTO Y COMPRENSIÓN DEL MUNDO EN EL QUE VIVIMOS. PARA POTENCIARLA, ANTES DE TOMAR UNA DECISIÓN PODEMOS TRATAR DE SENTIRLA ADEMÁS DE PENSARLA.

ESCUCHAR A NUESTRO CORAZÓN, A NUESTRAS ENTRAÑAS, AL INSTINTO QUE HABITA EN NUESTRO INTERIOR. APOSTAR POR LA INTUICIÓN SUPONE UN EJERCICIO DE VALENTÍA. SER UNO MISMO, EN LOS TIEMPOS QUE CORREN, NO SIEMPRE RESULTA POPULAR. PERO ES LA ÚNICA MANERA DE VIVIR UNA VIDA AUTÉNTICA.


viernes, 19 de junio de 2015

ANATOMÍA DE LA AUTOESTIMA: ANALFABETISMO EMOCIONAL

ES HORA DE RECONOCERLO: POR LO GENERAL SOMOS UNA SOCIEDAD DE “ERUDITOS RACIONALES” E “IGNORANTES EMOCIONALES”.

NO NOS HAN ENSEÑADO A EXPRESAR CON PALABRAS EL TORBELLINO DE EMOCIONES, SENTIMIENTOS Y ESTADOS DE ÁNIMO QUE DEAMBULAN POR NUESTRO INTERIOR. Y ESTA IGNORANCIA NOS LLEVA A MARGINAR LO QUE NOS OCURRE POR DENTRO, SUFRIENDO SUS CONSECUENCIAS.

Debido a nuestra falta de conocimiento y entrenamiento en inteligencia emocional, solemos reaccionar o reprimirnos instintivamente cada vez que nos enfrentamos a la adversidad. Apenas nos damos espacio para comprender lo que ha sucedido y de qué manera podemos canalizar de forma constructiva lo que sentimos. De ahí que nos convirtamos en víctimas y verdugos de nuestro dolor, el cual intensificamos al volver a pensar en lo sucedido. 

En eso consiste vivir inconscientemente: en no darnos cuenta de que somos cocreadores de nuestro sufrimiento.

“LOS DEMÁS NO NOS DAN NI NOS QUITAN NADA. TAN SÓLO SON ESPEJOS QUE NOS MUESTRAN LO QUE TENEMOS Y LO QUE NOS FALTA” 

Por el camino, las heridas provocadas por esta guerra interna nos dejan un poso de miedos, angustias y carencias. Y la experiencia del malestar facilita que nos creamos una de las grandes mentiras que preconiza este sistema: que nuestro bienestar y nuestra felicidad dependen de algo externo, como el dinero, el poder, la belleza, la fama, el éxito, el sexo…

ROTOS POR DENTRO

“SÓLO SI ME SIENTO VALIOSO POR SER COMO SOY PUEDO ACEPTARME, PUEDO SER AUTÉNTICO” (Jorge Bucay)

Bajo el embrujo de esta falsa creencia y de forma inconsciente, vivimos como si trabajar en pos de lo de fuera fuese más importante que cuidar y atender lo de dentro. Priorizamos el “cómo nos ven” al “cómo nos sentimos”. Y no sólo eso. Este condicionamiento también nos mueve a utilizar mucho de lo que decimos y hacemos para que los demás nos conozcan, nos comprendan, nos acepten y nos quieran. Así es como esperamos recuperar nuestra estabilidad emocional.

Pero la realidad demuestra que siguiendo esta estrategia no solemos conseguirla, y que en el empeño terminamos por olvidarnos de nosotros mismos. Por eso sufrimos. Al ir por la vida rotos por dentro, nos volvemos más vulnerables frente a nuestras circunstancias y mucho más influenciables por nuestro entorno familiar, social y profesional.

Lo que piensen los demás empieza a ser más importante que lo que pensamos nosotros mismos.

Al seguir desnudos por dentro, poco a poco nos vestimos con las creencias y los valores de la mayoría, y empezamos a pensar y a actuar según las reglas, normas y convenciones que nos han sido impuestas. A través de este “pensamiento único” es como se consolida el statu quo establecido por el sistema

 LA CARENCIA COMÚN ES INVISIBLE

“UNO ES LO QUE AMA, NO LO QUE LE AMAN” (Charlie Kaufman)

A veces nos mostramos arrogantes y prepotentes al interactuar con otras personas, creyendo que esta actitud es un síntoma de seguridad en nosotros mismos. En cambio, cuando nos infravaloramos o nos despreciamos, pensamos justamente lo contrario. Sin embargo, estas dos conductas opuestas representan las dos caras de una misma moneda: falta de autoestima. Es nuestra carencia común. Y a pesar de ser devastadora es prácticamente invisible.

¿Qué es entonces la autoestima? Podría definirse como “la manera en la que nos valoramos a nosotros mismos”. Y no se trata de sobre o subestimarnos. 

La verdadera autoestima nace al vernos y aceptarnos tal como somos. 

La falta de autoestima tiene graves consecuencias, tanto en nuestra forma de interpretar y comprender el mundo como en nuestra manera de ser y de relacionarnos con los demás. Al mirar tanto hacia fuera, nos sentimos impotentes, ansiosos e inseguros, y nos dejamos vencer por el miedo y corromper por la insatisfacción. También discutimos y peleamos más a menudo, lo que nos condena a la esclavitud de la soledad o la ira. Y dado que seguimos fingiendo lo que no somos y reprimiendo lo que sentimos, corremos el riesgo de ser devorados por la tristeza y consumidos por la depresión.

COMPENSACIÓN EMOCIONAL

“SI NO LO ENCUENTRAS DENTRO DE TI, ¿DÓNDE LO ENCONTRARÁS?” (Alan Watts)

De tanto mirar hacia fuera, nuestras diferentes motivaciones se van centrando en un mismo objetivo: conseguir que la realidad se adapte a nuestros deseos y expectativas egocéntricos. Así es como pretendemos conquistar algún día la felicidad. Sin embargo, dado que no solemos saciar estas falsas necesidades, enseguida interpretamos el papel de víctima, convirtiendo nuestra existencia en una frustración constante.

Expertos en el campo de la psicología de la personalidad afirman que este egocentrismo “que se origina en nuestra más tierna infancia” condiciona nuestro pensamiento, nuestra actitud y nuestra conducta, formando lentamente nuestra personalidad. Así, la falta de autoestima obliga a muchas personas a compensarse emocionalmente, mostrándose orgullosas y soberbias.

Al negar sus propias necesidades y perseguir las de los demás, son las últimas en pedir ayuda y las primeras en ofrecerla. Aunque no suelan escucharse a sí mismas, se ven legitimadas para atosigar y dar consejos sin que se los pidan. De ahí que suelan crear rechazo y se vean acorraladas por su mayor enemigo: la soledad.

En otros casos, esta carencia fuerza a algunas personas a proyectar una imagen de triunfo en todo momento, incluso cuando se sienten derrotadas. Cegadas por el afán de deslumbrar para ser reconocidas y admiradas, se vuelven adictas al trabajo, relegando su vida emocional a un segundo plano. La vanidad las condena a esconderse bajo una máscara de lujo y a refugiarse en una jaula de oro. Pero tras estas falsas apariencias padecen un profundo sentimiento de vacío y fracaso.

La ausencia de autoestima también provoca que algunas personas no se acepten a sí mismas, y se construyan una identidad diferente y especial para reafirmar su propia individualidad. No soportan ser consideradas vulgares y huyen de la normalidad. Y suelen crear un mundo de drama y fantasía que termina por envolverles en un aura de incomprensión, desequilibrio y melancolía. Y al compararse con otras personas, suelen sentir envidia por creer que los demás poseen algo esencial que a ellas les falta.

El denominador común de esta carencia es que nos hace caer en el error de buscar en los demás el cariño, el reconocimiento y la aceptación que no nos damos a nosotros mismos. La paradoja es que se trata precisamente de hacer lo contrario.

Sólo nosotros podemos nutrirnos con eso que verdaderamente necesitamos.

LO QUE PIENSAN LOS DEMÁS

“CADA VEZ QUE SE ENCUENTRE USTED EN EL LADO DE LA MAYORÍA, ES TIEMPO DE HACER UNA PAUSA Y REFLEXIONAR” (Mark Twain)

Cuenta una parábola que un hombre y su mujer salieron de viaje con su hijo de 12 años, que iba montado sobre un burro. Al pasar por el primer pueblo, la gente comentó: “Mirad ese chico tan maleducado: monta sobre el burro mientras los pobres padres van caminando.” Entonces, la mujer le dijo a su esposo: “No permitamos que la gente hable mal del niño. Es mejor que subas tú al burro”

 Al llegar al segundo pueblo, la gente murmuró: “Qué sinvergüenza, deja que la criatura y la pobre mujer tiren del burro, mientras él va cómodo encima”. Entonces tomaron la decisión de subirla a ella en el burro mientras padre e hijo tiraban de las riendas. Al pasar por el tercer pueblo, la gente exclamó: “¡Pobre hombre! ¡Después de trabajar todo el día, debe llevar a la mujer sobre el burro! ¡Y pobre hijo! ¡Qué será lo que les espera con esa madre!”.

Entonces se pusieron de acuerdo y decidieron subir al burro los tres y continuar su viaje. Al llegar a otro pueblo, la gente dijo: “¡Mirad qué familia, son más bestias que el burro que los lleva! ¡Van a partirle la columna al pobre animal!”. Al escuchar esto, decidieron bajarse los tres y caminar junto al burro. Pero al pasar por el pueblo siguiente la gente les volvió a increpar: “¡Mirad a esos tres idiotas: caminan cuando tienen un burro que podría llevarlos!”.

EL ÉXITO MÁS ALLÁ DEL ÉXITO

“ESTE GOZO QUE SIENTO NO ME LO HA DADO EL MUNDO Y, POR TANTO, EL MUNDO NO PUEDE ARREBATÁRMELO” (Shirley Caesar

 Los demás no nos dan ni nos quitan nada. Y nunca lo han hecho. Tan sólo son espejos que nos muestran lo que tenemos y lo que nos falta. Ya lo dijo el filósofo Aldous Huxley

 “LA EXPERIENCIA NO ES LO QUE NOS PASA, SINO LA INTERPRETACIÓN QUE HACEMOS DE LO QUE NOS PASA”.

Lo único que necesitamos para gozar de una vida emocional sana y equilibrada es cultivar una visión más objetiva de nosotros mismos. Sólo así podremos comprendernos, aceptarnos y valorarnos tal como somos. Y lo mismo con los demás.

El secreto es dedicar más tiempo y energía a liderar nuestro diálogo interno. Hemos de vigilar lo que nos decimos y cómo nos tratamos, así como lo que les decimos a los demás y cómo los tratamos.

La verdadera autoestima es sinónimo de humildad y libertad. Es el colchón emocional sobre el que construimos nuestro bienestar interno. Y actúa como un escudo protector que nos permite preservar nuestra paz y nuestro equilibrio independientemente de cuáles sean nuestras circunstancias. Los filósofos contemporáneos lo llaman “conseguir el éxito más allá del éxito”. Dicen que cuando una persona es verdaderamente feliz, no desea nada. Tan sólo sirve, escucha, ofrece y ama.

PODEMOS SEGUIR SUFRIENDO POR LO QUE NO NOS DAN LA VIDA Y LOS DEMÁS, O PODEMOS EMPEZAR A ATENDERNOS Y ABASTECERNOS A NOSOTROS MISMOS. ES UNA DECISIÓN PERSONAL. Y LO QUERAMOS O NO VER, LA TOMAMOS CADA DÍA.

DESDE UN PUNTO DE VISTA EMOCIONAL, TODO LO QUE UNA PERSONA NO SE DA A SÍ MISMA LO BUSCA EN SU RELACIÓN CON LOS DEMÁS: AFECTO, CONFIANZA, RECONOCIMIENTO”. LA INDEPENDENCIA PASA POR APRENDER A AUTOABASTECERSE.